Alcoholes. Docentes

Química’s Docs Alcoholes. Docentes

Material para docentes

Previo a la lectura

  1. Sobre el texto.

La primera actividad sólo tiene el propósito de que los alumnos recuperen la información que tienen sobre el uso que se les da a los alcoholes: como combustibles, bebidas, desinfectantes, anticongelantes, etc. Regularmente se habla sobre el etanol que se encuentra en las bebidas alcohólicas, los cosméticos, y en tinturas y preparados farmacéuticos, pero también se puede hablar del alcohol metílico (alcohol de madera) que se utiliza como combustible y disolvente, pero que puede aparecer en las bebidas alcohólicas adulteradas, o del alcohol isopropílico que se utiliza como antiséptico y desinfectante de la piel para pequeños cortes y cuando se ponen inyecciones.

La segunda actividad es una oportunidad para revisar la nomenclatura de otras moléculas vistas en otras lecciones y evaluar si se han comprendido los temas vistos. Se puede aprovechar para dar un repaso sobre la nomenclatura de compuestos orgánicos de manera muy general.

Durante la lectura

  1. Sobre el contenido.

Es importante que se haga una introducción general sobre los alcoholes, estableciendo que son compuestos orgánicos, cuyo grupo funcional es el grupo hidroxilo (-OH). Son compuestos muy frecuentes en la naturaleza, y útiles en la industria y en el hogar. La palabra alcohol es uno de los términos más antiguos de la química, deriva del término árabe al-kuhl. Originalmente significaba “el poder” y más tarde “la esencia”.

Para el tratamiento de la nomenclatura de alcoholes, conviene tener en cuenta lo siguiente:

En general, los nombres utilizan el sufijo –ol, junto con un número que indica la localización del grupo hidroxilo (-OH). Las reglas de nomenclatura de alcoholes se engloban en los siguientes tres pasos:

a. Seguimos las reglas de nomenclatura de los alcanos, alquenos y alquinos para identificar la cadena principal que debe incluir al átomo de carbono que va enlazado al grupo –OH, (recuerda que para nombrar alcoholes, se elimina la letra –o de la terminación del alcano y se añade el sufijo (terminación) –ol para obtener el nombre base).

b. Se nombra la cadena de carbonos más larga tomando en cuenta que para numerar la cadena debemos iniciar la numeración comenzando por el extremo más próximo al grupo hidroxilo (-OH). Se debe indicar la posición del grupo -OH. El grupo hidroxilo (-OH) tiene preferencia sobre los dobles o triples enlaces (alquenos y alquinos).
c. Se antepone la posición y el nombre del alcohol como prefijo, se escriben las ramificaciones en orden de menor a mayor complejidad y el nombre que corresponda a la cadena principal, como una sola palabra junto con el último radical.

Nomenclatura de alcoholes cíclicos.

Los alcoholes cíclicos se nombran utilizando el prefijo ciclo-. Al carbono sobre el que esté el grupo hidroxilo se le da el número 1 (carbono donde inicia la numeración).

Nomenclatura cuando están presentes otros grupos funcionales además del grupo alcohol (-OH)

Cuando se nombran los alcoholes que contienen dobles y triples enlaces, el sufijo –ol se utiliza después del nombre del alqueno o del alquino. El grupo funcional de un alcohol tiene preferencia sobre los dobles o los triples enlaces, por lo que la cadena se numera de forma que al carbono al que va enlazado el grupo hidroxilo le corresponda el número más bajo posible. La posición del grupo –OH se indica poniendo el número delante del sufijo –ol. Los números correspondientes a los enlaces múltiples se colocaban delante del nombre, pero en la revisión de la IUPAC de 1997 se los colocó al lado del sufijo –eno ó –ino al que representaban.

Nombres comunes de los alcoholes

El nombre común de un alcohol se obtienen con la palabra alcohol y el nombre común del grupo alquilo. Con este sistema se describe a un alcohol como una molécula de agua en la que se ha sustituido uno de los átomos de hidrógeno por un grupo alquilo. Si la estructura es compleja, la nomenclatura común sería muy complicada, por lo que en este caso se suele utilizar la nomenclatura de la IUPAC.

  1. Sobre la lectura.

Para complementar la explicación sobre la fermentación alcohólica, se sugiere la consulta de la siguiente página:

Después de la lectura

Las actividades propuestas permiten que los estudiantes realicen investigaciones que permitan contextualizar el tema y abundar en los usos y aplicaciones de alcoholes y fenoles. Para orientarlos en sus investigaciones y complementar el tema, se sugiere la consulta de los siguientes materiales:

Bioetanol y biodiesel.

  • Castro-Martínez, C. et al. (2012) Producción de biodiesel y bioetanol: ¿una alternativa sustentable a la crisis energética. Ra Ximhai, septiembre – diciembre, año/Vol. 8, Número 3 Universidad Autónoma Indígena de México Mochicahui, El Fuerte, Sinaloa. pp. 93-100. Disponible en la URL:  http://www.redalyc.org/pdf/461/46125177010.pdf

Para los edulcolorantes:

López-Munguía, A. (1990) La industria de los edulcolorantes, Educación Química 1[3], pp. 146-149. Disponible en la URL: http://www.educacionquimica.info/busqueda.php

Discusión (1)

  1. Imagen de perfil de Evangelina Evangelina dice:

    Alcoholes: Esta actividad me párese interesante para aplicarla a mis grupos y sobre todo fácil de aplicar, para introducción de grupos funcionales, ya que es un tema complicado para los alumnos de entender. Y sobre todo para fomentar su sentido de obtener su propio conocimiento.

La generación de comentarios ha sido deactivada en este documento.